27 may. 2014

Kosläpp: la fiesta de las vacas


"Pero estos suecos... de cualquier cosa hacen una fiesta, ¿no?". Esta es la reflexión que hacen mis padres cuando últimamente les cuento lo que hacemos por aquí. Pues sí. Que las vacas suecas llevan meses encerradas para protegerse del invierno sueco y llega el momento de sacarlas a pastar... pues lo celebramos. ¡Claro que sí! Es lo que llaman kosläpp y básicamente consiste en irse a la finca para ver cómo salen desesperadas en busca de hierba. Pero para que tenga una aire festivo, la clave está en la organización... que para eso estamos en Suecia. 

La primera vez que escuché hablar de esto fue gracias a mi amiga Lina, a la que tuve la suerte de conocer precisamente a través del blog (quién me lo iba a decir! ;D). Con ella hicimos la reserva, porque asistir es gratuito pero hay que hacer una reserva previa. Llegado el día,  nos esperaba una perfecta mañana de verano, con un sol luciendo y 20 grados a la sombra; así que pusimos dirección a Kovland, un lugar a apenas media hora de Sundsvall que es donde está la finca con las vacas en cuestión. Y cuando llegamos allí, todo un despliegue de personal en el parking (con coronas de flores en la cabeza incluida) y mucha gente. La mayoría familias a las que veíamos sacar del maletero cestas de picnic, mantas, sillas de playa... ¡como unos auténticos profesionales! 


El evento está patrocinado por la Arla, la principal marca de productos lácteos en Suecia. Así que para aligerar la espera invitaban a los asistentes a leche y -cómo no- kanelbullar. Hay que decir que la gracia del kosläpp está en que las vacas suelen salir desbocadas después de tantos meses de encierro, así que la gente se divierte viéndolas correr y saltar como locas hacia el prado. Sin embargo, y a pesar de la expectación, "nuestras" vacas nos salieron perezosas y la mayoría salieron caminando tranquilamente para desconcierto del personal. Así que al final las vacas nos decepcionaron pero, por todo lo demás fue un día muy agradable. Y como cualquier excusa es buena para disfrutar del sol, la naturaleza y la buena compañía, el próximo año esperamos repetir. Y ya habremos aprendido la lección: cesta, mantita y refrescos ;D. 


Solo me queda ya agradecer a Lina, Niklas y su familia que compartieran ese día con nosotros. Det var jätteroligt! ;D. 

2 comentarios:

  1. Ana, efectivamente quien no lo iba a decir que nos conoceríamos a través de tu blog... ha sido una suerte!, y no tienes que agradecer, al contrario gracias a vosotros por vuestra compañía y hospitalidad siempre, ha sido muy agradable, y gracias por mencionarme y compartir fotos mías en tu blog, es todo un honor... Espero que tengas muchos mas momentos aquí divertidos. abrazo Lina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que tendremos muuuuchos momentos divertidos y, sobre todo, espero que los sigamos compartiendo!! Ahí está el encanto de todas estas nuevas experiencias, en la gente que se cruza en tu camino para compartirlas y hacerlas especiales ;D. Un besote!

      Eliminar